¿Qué alimentos puedo comer con brackets y cuáles debo evitar?

Cuando te ponen por primera vez un aparato de ortodoncia, puede ser un poco difícil saber qué alimentos están bien para comer y cuáles no tanto. No se trata sólo de evitar las cosas pegajosas y masticables que puedan engancharse en los brackets o los alambres.

De hecho, algunos alimentos pueden provocar la acumulación de bacterias que hacen que la placa y el sarro, conocidos como placa dental, se acumulen más fácilmente. Esto se debe a que los alimentos duros, como las manzanas y las zanahorias, pueden pegarse entre los brackets y los alambres de los aparatos.

Las bacterias de estos alimentos pueden crecer en tus dientes, aumentando el riesgo de desarrollar gingivitis o incluso enfermedad periodontal. Si tienes brackets, debes evitar las frutas y verduras crujientes como las manzanas, las zanahorias, el apio y el brócoli crudo, los huesos podrían romper los brackets o los alambres y cualquier otra cosa que pueda engancharse en tus aparatos o causar problemas al masticar.

Frijoles, maíz y guisantes secos

El principal reto de comer con brackets será con el maíz y las judías secas. Son alimentos duros que quedan atrapados fácilmente entre los brackets y los alambres y esto podría conducir a una acumulación de bacterias, especialmente por sus cáscaras.

Cuando comas maíz, intenta cortarlo en trozos más pequeños o desgranarlo para que sea más fácil de masticar y evitar que los alimentos queden atrapados en los brackets y los alambres. Si lo haces, es probable que un trozo de cáscara quede enredado en tus aparatos.

Los guisantes o las judías duras pueden cortarse fácilmente con un cuchillo y una cuchara para evitar inconvenientes. Es preferible cocinarlos muy bien o evitarlos.

Alimentos duros o de una textura contundente

Ya sabes que si estás en medio de un tratamiento de ortodoncia convencional, deberías evitar a toda costa los alimentos duros, especialmente los que debes morder para ingerir. Descarta las manzanas, los albaricoques y otra fruta o alimento similar, a menos que decidas comerlos por bocados.

Verduras crudas como la zanahoria, por ejemplo, también deben evitarse, a menos que las consumas en trozos muy pequeños.

Los caramelos son enemigos número uno de los brackets, pues su textura dura y firme puede ocasionar que uno de los aparatos se desprenda del esmalte del diente y ni hablar de los huesos de carne o pollo.

¿Disfrutaste nuestro artículo?
¡Compartelo!

También te podría interesar